lunes, 4 de enero de 2010

Contemplando a un niño que mira el cielo

Un niño con palomas en sus manos
mira el cielo,
¿acaso quiere volar sobre las nubes?

El viento baja por los cerros
mareado,
cansado de sus andar errante.

Las palomas levantan vuelo,
el niño sonríe
y su mirada se tiñe de fantasía.

La última mariposa va cayendo,
las manos de la muerte la esperan
para quitarle su color de alegría.

El niño muestra su alma y quiere ser nube,
pero el cielo parece decirle
camina despacio primero haz de hacerte hombre,
luego junto a mis nubes volaras.

6 comentarios:

  1. Que hermoso poema..Que dificl transición...
    Cariños!

    ResponderEliminar
  2. Gracias por tu comentario, y es cierto es tan dificil este transitar.
    Saludos

    ResponderEliminar
  3. A mi me resulta triste, pero muy bonita, es que hoy estoy melancolica jeje. Cuando keras te hago el dibujo ....^^ besos

    ResponderEliminar
  4. Hola SuperBerna arriba ese animo toda melancolia pasa, y bueno entonces espero tu dibujo de mis alas de arena.
    Saludos

    ResponderEliminar